miércoles, 9 de enero de 2013

Sirena

Hoy me he bañado desnuda en la playa!...
No había nadie, de norte a sur
y sobre el mar de las calmas
el sol encendía lentejuelas plateadas...

Pisar el negro afán de los volcanes, a la sagrada humedad Titanes entregados,
y convertirse en Sirena de sirenas, Reina de los Mares!

¡Qué grande la rebeldía de ser todo
sin ser nada
de lo que obliga a olvidarse de la verdad!...

Escamado se deslizaba mi cuerpo en plata como el mar me trajo al mundo,
zambulléndome en su faz, como pez sin mapas y de cierto rumbo
de ser intenso como el azul azul y blanca la espuma como los cirros, blanca.

Era tan y extrema mi sonrisa nadando bajo el sol y eran tantas las alas,
que todo el espíritu de la alegría era
y todo mi ser el agua toda!...

¿Dónde están los peces demás de colores ofrecidos,
alegrías corales de abundancia plena,
tentáculos almas de vida sin costras?

No había.

Y yo? jugando desnuda
vestida toda de olas
nada de vestidos largos, telarañas
a amapolas:
sino risa y la sal de las algas como baile y alfombra!

Ni por las apetecidas ventanas
de los apresurados edificios:

Nadie
más
en la playa se extasiaba...
Mientras nosotros todos: ¡felicidad!

De verdad, te digo, duende:
no sé a qué se dedica la gente

por las mañanas...

[Candelaria miércoles 9-1-13, 10 horas y más, yo qué sé... :-)]

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hey, claro que sí, abre un hueco!: